GUÍA DE PRECIOS NIVEL AVANZADO: EL PRECIO MÍNIMO PARA ENCENDER EL HORNO

Si has leído nuestro post sobre el tema de precios y no te ves reflejad@, si piensas que necesitas cobrar mucho mas, este post es para ti.  Seguramente has pasado la etapa de aprendizaje básico y ahora solo aprendes nuevas técnicas y tendencias e incluso puede que tu aportes actualmente al mundo de la repostería por lo que sientes que deberías tener un precio mínimo y no tiene nada que ver con el precio de coste.

Está claro que si no estás cubriendo costes esto es un hobby y no un negocio, pero una vez que hablamos de negocio hay muchos elementos que influyen en el precio: tus horas de trabajo en las que diseñas, horneas, decoras y haces la entrega, pero también hay otros elementos como un nivel superior de maestría que te hace destacar del resto.

Este post nace porque estamos obligad@s a cobrar lo que valemos y si tu nivel no es inicial, y por mas que te aumentes el sueldo no te sientes satisfech@, entonces hay que adaptarse,tu tienes un valor  que termina el precio y no al contrario, si no adaptas el precio generarás un resentimiento que te hará renunciar a tu pasión, eso es lo que hay que evitar.

POST RELACIONADO: EL NEGOCIO DE LA REPOSTERÍA: GÚIA DE PRECIOS ¿CUANTO COBRO?   

FASE INICIAL.  SISTEMAS BASADOS EN EL COSTO

En el post anterior hablamos del precio en función de los costes y lo detallamos perfectamente, pero es una guía solo para principiantes, para esas personas que quieren una guía sobre cuanto cobrar y se están iniciando en este mundo y hablamos de costes simples, complejos y precios de mercado.

Pero si tienes la capacidad de hacer un pastel como este de Elisa Strauss, de Confetti Cakes entonces tu método tiene que ser en función del valor añadido que ofreces en función de tu propuesta de valor.

Cuando estás iniciándote en este mundo un criterio basado en el precio es lógico y práctico pero solo te servirá para la fase inicial larga, hasta que tienes un nivel de maestría  que te hace destacar en tu mercado.

Los aspectos en los que tienes que centrarte en la fase inicial son los siguientes:

  • CLIENTELA.  Tendrás la oportunidad de generar una base de clientes amplia y que prácticamente por si mismos o por las recomendaciones que hacen, llenen tu agenda anual, clientes fijos y leales que no se cuestionan tus precios, porque conocen tu calidad.
  • BRANDING.  Tu principal meta es crear la imagen que quieres para el resto de tu vida profesional, tu marca, en tu tiempo libre trabaja en una imagen, quizás un logo, en cualquier cosa que pueda mejorar tu reputación, tu imagen, tu marca.
  • APRENDER.  Este va a ser el único momento en el que tendrás tiempo para aprender, así que haz cursos, practica en casa, lee mucho y trata de dominar las técnicas básicas y de tener unas recetas probadas en tu haber.

Lo que tienes que recordar es que los precios en este punto deben cubrir siempre tus costos básicos, así que no cometas el error de seguir solo el precio de mercado porque el problema que tienes es el mismo para el resto, también cobran muy poco, por eso insisto en que dijes tus propios precios.

Pero cuando ya sientas que tienes los conocimientos necesarios, una clientela media recurrente y ya tienes una buena reputación puedes comenzar a subir tus precios y deberías comenzar a plantearte en fijar los precios en función del valor añadido que aportas y lo que subiría en nuestra fórmula básica que vimos en el post de este tema es el beneficio, el cual puedes aumentar todo lo que quieras.

FASE AVANZADA.  VALOR AÑADIDO COMO  PROPUESTA VALOR

No quiero a entrar al detalle de un concepto de mercadotecnia como es el la “Propuesta Valor” pero se resume en la situación que se presenta que ofreces algo que tus competidores no pueden o eligen no ofrecer.

La propuesta valor describe de forma clara y concisa el valor único que te diferencia como artista de la repostería, es lo que te diferencia del resto de competidores y que te salva de correr el riesgo de perderte en el mar de negocios dedicados a la repostería y todo esto por ese algo especial que te hace único.

Se trata de que tengas una estrategia  ordenada según la que haces un listado detallado de tus servicios únicos para luego jerarquizar los elementos específicos que te hacen destacar y esto lo hace analizando lo que mas vendes, lo que mejor se te da y por lo que tus clientes te felicitan siempre.

Obviamente lo primero que haces es hacer tu listado de ingredientes con los precios, visita el post de precios para que determines tus costos mínimos, ponerle un precio a tu trabajo y  también tienes que saber los precios que se manejan en tu mercado, te dirás a ti misma en muchos casos, cómo pueden cubrir costos? y la respuesta será no los cubren! pero no lo saben.

Pero si el resultado es X y ese X no te inspira, te parece poco, es el momento de cambiar de sistema de fijación de precios.  La propuesta valor es una declaración clara de los beneficios que tienen tus clientes al comprar tus productos: ¿Qué beneficios tienen tus clientes al comprarte algo?  Se todo lo específic@ que puedas.

En el caso de la repostería es obvio que les ahorramos al cliente el trabajo de hacer el pastel, con todo lo que esto implica, pero para usar este criterio para fijar otros precios se supone que ofreces algo mas que el resto de tus competidores en este sentido.

Una propuesta valor puedes ser que ofreces productos ecológicos, sin gluten, que dominas todas las tendencias, sabores únicos, es un mundo aparte.  Pero lo que mas se valora generalmente es que hagas el montaje, incluso que puedas ofrecer el servicio completo de instalación de la mesa de dulces.

1

Es un criterio arbitrario, en el que en la formula básica de la que hablamos en nuestro post hacemos crecer arbitrariamente el margen de beneficios que es lo que va a hacer crecer nuestro negocios, para poder aprender nuevas técnicas y seguir estando en la cresta de la ola.

SUPERANDO LOS COMPLEJOS MENTALES

Muchos artistas no hacen nunca la transición del precio en función de costos hacia el precio en base al valor añadido y nuevamente, permíteme que insista, por falta de autoestima, hablamos ya de este tema pero no solo está presente en nuestros inicios, sino la falta de autoestima que nos persigue hasta el final.

POST RELACIONADO: EL NEGOCIO DE LA REPOSTERÍA: LA AUTOESTIMA Y EL PRECIO

No nos atrevemos a subir los precios y cambiar de sistema por muchas razones: tenemos una imagen distorsionada de nuestras habilidades, siempre pensamos que no tenemos un nivel de revista, pero lo peor es que la mayoría de las veces no subimos precios porque no queremos ser percibidos como malos o avariciosos.

Es importante tener la confianza necesaria para cobrar lo que valemos en el momento vital y profesional en el que nos encontremos, y es que corremos el riesgo de perder la pasión si continuamente trabajamos por un salario mínimo sin avanzar ni progresar, lo que empeora si además, como me comentan desde Venezuela, hay tanta dificultad para conseguir materiales, otros no consiguen tiempo o espacio, cada quien tiene una dificultad.

Pero quizás el mayor error es que hay una idea extendida de que con esta profesión no se hace dinero, así que tenemos que conformarnos con migajas, conoces a Ben Israel? hay gente que crea imperios solo teniendo una habilidad especial y una mente centrada en el negocio que viene de la pasión que sienten por la profesión.

Antes de dar ningún paso hacia el desarrollo del negocio es necesario superar los complejos mentales para poder cobrar lo que vales y donde todo el dinero y el tiempo que tengas debe estar destinado a desarrollar tus habilidades y tu negocio, si haces ese cambio, puedes vivir dignamente del negocio de la repostería, así sea dando clases!

NOTA FINAL.  EL PRECIO MÍNIMO POR EL QUE ENCIENDES EL HORNO

 

Si has llegado a este punto te corresponde dejar de hacer presupuestos y fijar un precio mínimo por el que estás dispuest@ a trabajar, y a menos que los clientes paguen ese precio, tu no enciendes siquiera tu horno, lo que cobras debe ser suficiente como para motivarte a trabajar, pero obviamente esto pasa con el tiempo, no desde el día 1.

Ese precio mínimo no te lo puede decir nadie, ni siquiera a modo referencial porque está basado en tu nivel y habilidades, de tu experiencia y de tu mercado específico, queda de ti el decidir si te sitúas en el precio mas alto o mas bajo de tu mercado particular, si optas por la franja alta, se supone que ofreces a tus clientes un valor diferencial, un valor añadido.

Puedes decir el precio mínimo de una porción de pastel cubierto de fondant es 7 euros,  o el precio mínimo de un pastel de bodas es de 500 euros y luego subes el precio en función del diseño, de lo complicado o intrincado que sea.

Si ya tienes un nivel, esto te ahorra tiempo a ti y a tus clientes, que ni se (te) molestarán si saben que el precio no se ajusta a su presupuesto, te ahorras un montón de emails o mensajes para llegar a la misma conclusión cuando el presupuesto que tienen, y que generalmente no quieren decirte, es un 10% de tu “precio de encendido de horno”.

frases-cortas-de-autoestima.jpg

La mayoría de los grandes de la repostería tienen un precio mínimo de 1.000 dólares, solo para que te hagas una idea.  Si decides fijar un precio en función de tu valor diferencial tendrás clientes que te dirán que tus precios son muy altos  pero que esto no te haga bajar tus precios, a menos que no tengas ni una sola orden, con lo que quizás no tengas el nivel que crees, recuerda la regla del 30%.

Pero que no meta sea siempre, que aunque no te compren, dejes una buena impresión, que simplemente no se pueden permitir un artista como tu, no que te has vuelto loc@ y que manejas una precios irracionales, pero no podrás hacer feliz a todos, muchos se irán y simplemente no son tu cliente objetivo.

Funciono por objetivos, tengo que saber que al final de un tramo, hay otro, que me va a llevar a un sitio mejor, todo esto es artificial, no está escrito en ningún sitio pero te da un sentido de dirección, de objetivo, para ser constante y perseverante, te deseo mucha suerte y próximamente haré un post en el que hablamos sobre la forma de relacionarnos con el cliente y comunicar aumentos de precios.

Si te ha gustado, COMPARTE EL POST y dime, crees que es tu momento de hacer la transición, que te parece la idea del valor añadido? Quieres que te de algunas ideas para implementarlo? si muchas personas lo piden puedo profundizar aún mas en el tema, pero la idea clara es que aumentas el apartado de beneficios tanto como te lo permitan tus habilidades y tu mercado.

Feliz Miércoles!!!

Anuncios

2 comentarios en “GUÍA DE PRECIOS NIVEL AVANZADO: EL PRECIO MÍNIMO PARA ENCENDER EL HORNO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s